domingo, marzo 10

...Y DOUCE desde su rincón decía:


 ¿QUÉ  TE HABÍAS CREÍDO TÚ, GUAPITO?
A veces, el Náufrago,  cuando amanece y no hay algo que le interese para volcarlo en su bitácora de navegación, piensa – que ya es decir –  en algo que le ayude a vivir, si no estupenda, al menos interesantemente. No le apetece repetir ese sonsonete  con los que nos entontecen a diario: la misma perorata en distintos tonos. Es necesario que sea algo ‘nuevo’ que nos ayude a vivir.

Ayer, desempolvando un libro, no demasiado antiguo, encontró en su portada esta pregunta: “¿Y si creas  tu propio futuro (yo diría ‘presente’) en lugar de encontrártelo? La pregunta no le pareció vana, porque a menudo esperamos a ‘encontrar’ y somos nosotros los que debemos adelantarnos. No son los demás los que nos tienen que modelar,  bastante ‘moldeados’ ya estamos. Como si fuéramos ratas encerradas en una jaula, mordiéndose las unas  a las otras y no buscáramos escaparnos de una vez.

El texto decía:
Dado que la realidad  es un conjunto infinito de posibilidades, yo puedo relacionarme preferentemente con aquello que es difícil, incómodo y molesto y sentirme continuamente expuesto a peligros y por lo tanto vulnerable, o puedo relacionarme con aquello que me invita a crecer y evolucionar. Si bien es cierto que todo está en la misma realidad, no es menos cierto que yo puedo fijarme y llevar mi atención exclusivamente a la parte más dura y difícil de mi existencia.
Si así lo hago, mi vida se llenará de resentimiento, frustración y desesperanza. Si, al contrario, soy capaz de ver lo atractivo y valioso que hay en la vida, aunque existan dificultades y retos, no caeré en la sensación de impotencia o desesperanza en la que caen tan fácilmente cuando uno sólo enfoca en lo que teme, en aquello puede salir mal o aquello que parece inaccesible…”

Por supuesto esta ‘teoría’ no deja de ser una vía, pero no es un  maná  que cae gratuitamente  del cielo. Según Horacio: “Gobierna tu mente o  ella te gobernará a ti”

(Y Douce desde su rincón susurraba: “¿Qué te habías creído tú, guapito?”

*** 
Referencia; "Ahora YO" Mario Alonso Puig

3 comentarios:

Campurriana Campu dijo...

¿No lo dirá usted por mi entrada de hoy?...

Contar que ahora estoy con otros dulces menesteres pero necesitaba decirlo porque lo siento. A veces escupir esos sentimientos no está del todo mal...sólo a veces, claro.


Campurriana Campu dijo...

En este caso, y lo reconozco, pretendía mover conciencias...las apoltronadas frente a las mismas desinformaciones y las que siguen pensando que España es peor que Alemania, por poner un ejemplo...

Douce dijo...

Campu,

Todavía no había leído tu último comentario al que comentará Douce más tarde.

Habla el Náufrago:

Querida Campu, en absoluto este texto, si es que lo es, tenía alguna relación con tus últimos comentarios. Más bien era, es, un auto consejo para sí mismo.

La primera acción del día fue la visita de Douce a las Camelias y más tarde visitamos a los 'pissenlits', llamados 'Dientes de león',y 'apelados' también 'meacamas' :-)

Fue después cuando comentamos un pasaje de un libro que teníamos a mano.

Por eso mo te preocupes, Campu.

Ayer nos invitaron a una Danza y ahí si vivimos en 'Utopía'.

Aprovecha los 'dulces menesteres' es lo mejor que podemos hacer