viernes, enero 15

"La agenda de un Senador" y "Yo soy Marine Le Pen"

RAUL DEL POZO, FELIPE VI 

Y SU CHAUVINISMO ESPAÑOL DE CAVERNA


Iñaki ANASAGASTI
Leo en El Mundo la columna diaria de Raúl del Pozo, un nacionalismo español de la peor especie. Marine Le Pen se queda pequeña comparando con este buen periodista de oficio, pero de ideas propias de Ramiro de Maeztu o de Blas Piñar. Y toda la columna es de la misma jaez. Bazofia pura. Federico Jiménez Lossantos, Antonio Burgos y Jon Juaristi no la mejorarían.

Hoy iniciaba su columna de esta manera:

“Carles Puigdemont continúa la política del resentimiento de los Pujol y de Mas, que saquearon y dividieron Cataluña. El nuevo president pretende romper con España, que es un Estado democrático  y convertir a Cataluña  en una ciudad sin ley. Esto no puede terminar bien”.

Y este es solo el primer párrafo. Y efectivamente esto no puede acabar bien porque hay gentes como Raúl del Pozo que escribe esta sarta de sandeces  propias de Fernando de la Mora aquel que escribió “El Crepúsculo de las Ideologías”. Lo malo es que este rebuzno  para este tipo de personas no es nacionalismo de garrafa, sino patriotismo español  del bueno. Los catalanes no pueden ser patriotas, pero él si, y además excitar los ánimos del españolito de a pie con estas líneas que solo llaman al enfrentamiento verbal y físico. Este Raúl del Pozo es un broncas muy, pero que muy peligroso.

Y lo malo es que escribe muy bien, pero unta la pluma en una  hiel de la peor especie.

Si a ésto se le une la falta de educación, la chulería, el desprecio que supone que un señor que va de Rey de España porque a su padre le puso allí Franco, tras una guerra contra una República legítima y además se permite el descaro de no recibir a la presidenta  de todo un Parlamento que, le pidió una audiencia, sin que este Felipe mereciera tal visita y se la niega, como le ha negado al presidente Mas el agradecimiento  cortés a los servicios prestados cuando esa fórmula  la  ha empleado con su padre, mujeriego y corrupto personaje, y  lo mismo  con banqueros, políticos encausados, y gentes de mal vivir con lo que ya tenemos el lío armado.

Por una parte el periodista Del Pozo echando leña al fuego y por otra el llamado Rey  haciendo actos de indelicadeza política de esos que no se olvidan ni se pueden olvidar porque si se elimina la cortesía parlamentaria  y este señor que se le paga precisamente para tenerla no la tiene, apaga y vámonos. Como dice Raúl del Pozo (algunos le llaman del Pozo Séptico),”esto no puede terminar bien”. Y estoy de acuerdo. Y no por culpa de los catalanes, sino por culpa de los del Pozo y de  reyes que echan continuamente gasolina al fuego.

Si uno quiere hacerse abertzale vasco  o independentista catalán que lea  a este tipo de columnistas y que observe lo que hace  esta clase de  parásitos cuando hay un problema de verdad y lo único que saben hacer es lo que hemos visto  hacer y escribir entre ayer y hoy."
Iñaki Anasagasti


EL RUIDO DE LA CALLE‭ 

-Yo soy Marine-

Se ha llegado a la teatralización de la política con el estilo y la difamación de la telebasura.‭ ‬Se destacan en el elenco los que detestan Europa con la misma saña de los matones del trust de la coliflor,‭ ‬los de‭ '‬La resistible ascensión de Arturo Ui‭'‬,‭ ‬de Bertolt Brecht.‭ ‬El autor alemán nos dejó escrito que la perra que parió al bastardo está en celo otra vez.‭ ‬Y otra vez el odio a los partidos y a Europa no pronostica nada bueno.‭ ‬Los nacionalistas renacidos,‭ ‬aprovechando la debilidad de los estados,‭ ‬se muestran cada vez más ácidos.‭ ‬Mientras no se me demuestre lo contario,‭ ‬el nacionalismo ha sido la guerra,‭ ‬los campos de exterminio,‭ ‬los genocidios‭; ‬aquí en España se les aceptó como demócratas y hasta configuraron sucesivas mayorías de gobierno.‭ ‬Ahora quieren despedazar el mapa y trallarnos.

Hoy mismo Iñaki Anasagasti me difama y provoca en su blog.‭ "‬Marine Le Pen -escribe-‭ ‬se queda pequeña comparada con ese periodista de ideas propias de Ramiro de Maeztu o de Blas Piñar‭"‬.‭ "‬Este Raúl del Pozo es un broncas muy,‭ ‬pero muy peligroso‭"‬.‭ ‬Anasagasti me considera tan peligroso como el Rey de España.‭ "‬Si a a esto se le une la falta de educación,‭ ‬la chulería,‭ ‬el desprecio que supone que un señor que va de Rey de España porque a su padre le puso allí Franco,‭ ‬y además se permite el descaro de no recibir a la presidenta de todo un Parlamento,‭ ‬que le pidió audiencia,‭ ‬sin que este Felipe mereciera tal visita y se la niega,‭ ‬como le ha negado al presidente Mas el agradecimiento cortés a los servicios prestados,‭ ‬cuando esa fórmula la ha empleado con su padre,‭ ‬mujeriego y corrupto personaje‭; ‬y lo mismo con banqueros,‭ ‬políticos encausados y gentes de mal vivir,‭ ‬con lo que ya tenemos el lío armado‭"‬.‭ "‬Del Pozo‭ ‬-sigue-‭ ‬echando fuego,‭ ‬y por otra parte,‭ ‬el llamado Rey haciendo actos de indelicadeza política de esos que no se olvidan ni se pueden olvidar,‭ ‬porque si se olvida la cortesía parlamentaria y a este señor que se le paga precisamente por tenerla no la tiene,‭ ‬apaga y vámonos‭"‬.

No me doy por agraviado,‭ ‬porque es para mí un honor que me insulten por defender la Constitución que los nacionalistas‭ ‬-con la excepción de Urkullu-‭ ‬pisotean todos los días.‭ ‬Además me empareja con el Rey y me compara con Ramiro de Maeztu,‭ ‬de la Generación del‭ ‬98.‭ ‬Pero no me digan que no tiene guasa que este político profesional,‭ ‬que milita desde antes de nacer en el partido de aquel vasco cercopiteco llamado Sabino Arana,‭ ‬se permita acusar a alguien de ultra.‭ ‬El padre del nacionalismo vasco se proclamó antiliberal y dijo que la invasión maketa representaba el crimen,‭ ‬el sufragio y el socialismo.

Bravo debe ser el gozque (‬perrito labrador‭) ‬cuando ladra al elefante,‭ ‬dice la fábula.‭ ‬Ahora no pasa nada por xuquelar a los elefantes blancos como entonces,‭ ‬cuando la Transición‭; ‬pero se está abusando de la provocación y de la injuria como se ha comprobado en la inauguración de las Cortes y en la Comunidad de Cataluña.‭ ‬De momento el pánico es puro teatro de Arrabal.‭ ‬Esperen unos meses:‭ ‬esto puede pudrirse"
Raúl  del POZO

EL SENADOR Y EL PERIODISTA
LAS 'DISTANCIAS'