domingo, julio 31

¡Hasta pronto!

 ***

(Cómo se nota que no tiene pasta...)

Bitácoras Literarias

EL TERRITORIO FRANCO DE LA LITERATURA

El Náufrago de esta isla, hastiado ya de tanta política, tanta ‘actualidad antigua’, tanto mundo alejado de la verdadera realidad ha preferido al menos por algunos momentos, olvidarse de esta ‘realidad’ para refrescarse en otro mundo más ‘real’ para nuestro interior como es el territorio franco de la literatura.

He aquí un sitio por donde pasear, cuando cansados del mundo de las palabras huecas, decidan acercarse al rincón de las palabras silenciosas.

Diseño: DOUCE
- Más información en "El Cultural" el 29/07/2011

sábado, julio 30

"Good bye!" Zapatero

...EN EL PAÍS DE RUB'AL CABAR
No diré ‘adiós’ que no es palabra, supongo,
de tu gusto, ni tampoco,
a Quien te confío.
Quizá suene mejor decir ‘good bye’
para que sea dulce el nuevo camino
que pronto emprendas

‘Good bye’, ‘au revoir’, auf wiedersehen’...
Son palabras que, con un poco de estudio,
te sonaran a buenos deseos,
hasta la vista…

Te vas y nos dejas. Habrá quien lo sienta
- tampoco has sido ‘mala gente’-
Pero sí iluso, pero sí soñador
de vacuos sueños que te engañaron
a ti mismo

Y nos dejaste pobres porque te creíste
rico, en palabras, en mentiras que
tú mismo te creías…
Nos hablabas de ‘brotes verdes’
y no dejas más que eriales

Y así quedamos, desamparados,
más pobres, más inseguros, más tristes,
sin saber cómo será esta duda
cuando tú ya no estés arriba,
quizás reposes, y descansarán los tuyos
pero nosotros y tú, seguiremos
buscando cuál es nuestro camino.

No sé si esa ‘memoria histórica’
que tú desenterraste recogerá tu paso
por la misma… O será sólo un mal
sueño de verano
como este julio que hoy termina,
mientras nos quedan por delante
otros agostos, otros marzos
otros 20 de noviembre.

Good by, au revoir, auf wiedersehen…
Que te sea grata la nueva vida.
Mientras tanto veremos cómo verdea este páramo.
Te vas y nos dejas… En hora buena.
Un Náufrago

viernes, julio 29

“Fotos , Religión…Y Polémica”

“LA FOTO ESTÁ HECHA DESDE UNA ‘EMOCIONALIDAD’ (Asier  Etxeandía)

"La foto está hecha desde la 'emocionalidad'
Hoy  al  Náufrago le tocó hacer cola para sacar un billete de tren. Como es persona inquieta y no puede estar sin hacer nada compró un periódico para engañar  la espera. El periódico en cuestión tiene por titular El País, medio que no suele ser su periódico de cabecera. La portada le sorprendió. Una foto que casi ocupaba media portada representaba  a un hombre joven, pelo largo que le caía por la cara, cejas negras, cara pálida y unas manos marcando a modo de heridas en pecho y vientre. En la imagen aparecía el cuerpo semidesnudo y protegiendo  sus genitales una diminuta  reproducción del Cristo de Velázquez. La foto le chocó. Supuso que esa foto no ocupaba ese lugar por azar. En el lenguaje periodístico, situación, amplitud de la imagen, colocación, titular o su ausencia, el pie de foto y otras ‘pequeñeces’ no son casualidades. Están llamando la atención del lector o del simple ‘vidente’.

Esta foto no tenía titular: ¿por qué será? ¿Querían que fueran los ‘mirones’ los que pusieran el titular a la imagen desde sus propias sensaciones o sentimientos? El pie de foto sólo subtitulaba, en letra pequeña,  tres palabras: “Fotos, Religión…Y Polémica”. Las dos primeras palabras yuxtapuestas, los puntos suspensivos de la espera marcaban una pausa que derivaba en el “Objeto”  de los que ahí habían expuesto la foto.

La reacción del mirón “Náufrago” fue en principio de disgusto. No tanto por el contenido en sí. Uno se va acostumbrando. El ‘arte’ va apoyándose cada vez más en el impacto, en lo posiblemente chocante, como si lo novedad provocativa fuera una parte de la creación. El Náufrago aunque se haya alejado de lo  que es la Iglesia, sus ritos, ceremonias y sobre todo ‘mandamientos’, no deja de tener un poso espiritual hondo influido por lo que fue su religión y por consecuencia, determinados símbolos cristianos en su más amplio sentido, sin apellidos católicos, protestantes, ortodoxos... y derivados.

SEGUNDA PARTE
Leyendo el artículo interior “Imágenes como origen de discordia”, supo que  la foto en cuestión había sido ‘extraída’ de una exposición llamada “Camerinos’ del fotógrafo Sergio Parra. La exposición recoge 50 retratos de diferentes artistas en sus camerinos, antes de empezar la función y seleccionadas entre otras 60.000. Indudablemente esta foto entre  las otras 49 que se exponen actualmente en las calles, en el Teatro Romano y otros espacios de la ciudad Emeritense, cobra un punto de vista propio. Pero ni  ‘son’ imágenes de discordia como dice el titular, ni es  del todo creíble la candidez del alma del autor cuando afirma: “Debo de ser un alma cándida, porque en lo más remoto pensé que esta foto pudiera generar polémica o malestar”, si vive en este país.

También es extraño que Asier Etxeandía, el actor que representa al ‘Dante’ bajando al ‘Infierno’ diga, perplejo: "Es la foto de un actor en un momento íntimo de trabajo, me estoy maquillando para hacer de Dante, que es arrojado al infierno desnudo y herido, como a Cristo. Tenía como modelo la foto del Cristo de Velázquez porque me apasiona, por su vulnerabilidad, tan bello.... Como yo estaba desnudo me la puse para que no saliera mi pito, aunque pienso que hubiera sido mejor salir en pelotas; simplemente era un icono tapando otro icono, me refiero a Dante, no a mi pene..., era un momento muy íntimo. Me parece delirante que se quejen los que se van a gastar un dineral con la visita del Papa. No quiero herir los sentimientos de nadie, pero la foto está hecha desde una emocionalidad... ¿qué hay de sexualidad?, ¡pues claro!, somos seres sexuados".

No parece que sea un asunto de ‘sexualidad’ querido Asier lo que haya ‘chocado’ a los que han enviado correos de disgusto, es el que usted haya usado una imagen ‘tan bella’ para tapar su “pito”. Quizá  a más de uno o una, a lo mejor, les habría encantado verle ‘en pelotas  como usted afirma.

Como dice la directora del Festival de Teatro de Mérida: "el arte es siempre y por encima de todo un espacio de libertad cuyo objetivo nunca es ofender sino mostrar y mover a la reflexión". De acuerdo señora Directora, nada que objetar, pero  la misma libertad tienen aquellos a quienes les hieren su ‘emocionalidad’ o sus sentimientos y amenazan con retirar sus cuentas corrientes y apoyos a los bancos, cajas y organismos de Mérida y Extremadura que son los que ponen la pasta para que la Exposición se exhiba y aprecien su arte. ¿De verdad han retirado la foto para no herir ‘sensibilidades’?  


 
Por lo demás, 'emocionalidades' aparte, la exposición tiene buena pinta

jueves, julio 28

Visiones de verano

DEL ‘ACABEMOS’ AL ‘PARAÍSO HERIDO’

El mayor vicio actual del Náufrago es leer algunos artículos de prensa cada día. Se diría que es puro masoquismo y no sería demasiado equivocado. Se necesita ser masoquista para analizar la deriva de este país y del mundo en general, sobre todo en su franja denominada ‘primer mundo’. Hablo de degeneración ‘lato sensu’ en el amplio sentido de los valores éticos y humanos. Me fijé sobre todo en dos artículos por lo que ellos reflejaban. El primero lo encontré en un blog amigo: “En el país de las últimas cosas”. Se titulaba “Acabemos”. Su autor, un editorial del director del periódico “La voz de Galicia”. Una fotografía bastante exacta de lo que muchos ciudadanos podemos ver y sentir si no nos ponemos voluntariamente una venda en los ojos. Pensaba glosarla, pero luego me detuve en otra ‘tribuna’ que en cierto modo dibujaba la imagen de un ‘paraíso amenazado’ y me agobiaba menos.

El artículo, “El día que perdimos la inocencia”, el autor Jo Nesbo escritor de novelas como “Petirrojo”, “Némesis” o “La estrella del diablo”. La inocencia perdida a la que hace alusión es el shock sufrido por los noruegos tras la ‘hecatombe Breivik’. Ha sido su tsunami moral que ha hecho repensar su destino. Para dibujar su ‘paraíso’ perdido describe entre otras reflexiones, anécdotas como éstas en su Oslo idílico:

El paraíso destruído .El Mundo Orbyt

“En junio, el primer ministro noruego Jens Stoltenberg, un amigo común y el abajo firmante recorríamos las calles de Oslo en bicicleta para escalar la pared de una montaña situada en un bosque, todo ello dentro de los límites de esta pequeña gran ciudad... Unos metros detrás nos seguían dos guardaespaldas, también en bici. En cuanto nos detuvimos ante un semáforo en rojo, un coche se puso al lado del primer ministro con la ventanilla bajada. Un individuo gritó: «¡Jens!». El hecho de que el pueblo noruego se dirija a la máxima autoridad nacional por su nombre de pila es una tradición propia del espíritu igualitario del que hace tiempo dejé de asombrarme. 

«Hay aquí un joven al que le encantaría saludarte». Stoltenberg sonríe y da la mano al muchacho sentado en el asiento del copiloto. «Hola, soy Jens». El primer ministro lleva un casco. El muchacho tiene puesto el cinturón de seguridad. Ambos se han detenido con el semáforo en rojo. Los guardaespaldas se mantienen a adecuada distancia de nosotros y sonríen. La escena rezuma seguridad y confianza. Evidentemente, se trata de algo cotidiano en la idílica Noruega. Teníamos tal cosa por algo normal. ¿Qué podía salir mal? Llevábamos casco, cinturón y respetábamos las normas de tráfico. Por supuesto, algo podía salir mal. Siempre puede salir algo mal.

- Siguen las reflexiones. Líneas más abajo cuenta lo que ocurrió hace unos días:
… Ayer oí en el tren a un hombre que gritaba de rabia. Antes del 22 de julio mi reacción automática hubiera sido girarme, tal vez acercarme un poco más. Quizá se tratase de un interesante desacuerdo ante el cual posicionarme tras una valoración imparcial de los argumentos. O, aún mejor, una mujer a la que yo o cualquier otro pasajero podría defender. Pero ahora mi reacción automática fue mirar a mi hija, comprobar si estaba segura y, tal vez, valorar sus posibilidades de huida. Es de esperar que esta nueva reacción automática mía encuentre motivos para debilitarse con el tiempo. Pero sé que nunca jamás se irá del todo…
Las consecuencias son claras:
Así que si no hay un camino de regreso a lo que había antes, a la absoluta, inconsciente e ingenua temeridad de lo virginal, hay al menos un camino hacia delante: ser valiente. Continuar como antes. Poner la otra mejilla mientras preguntamos: « ¿Eso es todo lo que sabes hacer?». Negarse a dejar que el miedo establezca las premisas con las que continuar construyendo nuestra sociedad.
Jo Nesbo
Traducción del noruego: Mariano González Campo.

miércoles, julio 27

Buscando razones a la SINRAZÓN

El Náufrago no tenía intención de volver al ‘asunto Breivik’. A nadie le gusta recordar episodios como éstos. Sólo los medios siguen hurgando en el trasfondo de esta oscura y honda historia. Y siempre una pregunta: ¿Por qué esta masacre? Quizá si alguien nos explica una ‘sinrazón’ que llamaremos ‘causa’ no nos deje en esa nube de dudas sin respuesta. Hoy leyendo “El tiempo recordado” de Pedro G. Cuartango ha encontrado una vía que aunque no ‘justifique’ nada, al menos marca un posible punto de partida de un desastroso final, que aún no ha terminado del todo. Leamos.
"NO HAY acto humano carente de significado. Por tanto, por muy monstruoso que nos parezca el asesinato masivo cometido por Anders Breivik, debemos hacer el esfuerzo intelectual de entenderlo.
Se ha escrito que Breivik es un loco, un paranoico, un fanático y cosas así. Pero ello no explica por qué una persona de familia acomodada, de agradable apariencia física, con una buena educación y un elevado nivel de vida coge un fusil de asalto y ametralla a decenas de adolescentes indefensos.

Lo más revelador de la personalidad de Breivik es su falta de compasión hacia las víctimas y su posterior declaración de que la masacre era «necesaria». ¿Necesaria, para qué? El odio que trasciende de la conducta de este joven noruego tiene, sin duda, mucho que ver con unas relaciones conflictivas con sus padres y, más en concreto, con una falta de afecto que él sublima en resentimiento contra el prójimo.

Todos los perfiles resaltan que fue abandonado por su padre, que tuvo una infancia muy complicada y que era un ser solitario e incapaz de comunicarse con los demás.

Cada sociedad produce sus fantasmas y sus patologías criminales, por lo que creo que Anders Breivik es un monstruo incubado en la Noruega de la prosperidad del Estado del Bienestar y el igualitarismo.

La chocante paradoja es que este frío e implacable asesino es el fruto de una esmerada educación luterana y de una cultura de lo políticamente correcto, que genera el índice de suicidios más alto del mundo y gentes como Breivik. Por eso es tan buena la novela negra nórdica.

Los regalos de Douce

SONRÍAN POR 'DE GRATIS'

YODA  en la playa
Hoy, por ser miércoles, festividad de San Cucufate mártir, (San Cugat en catalán), la pertinaz lluvia sigue cayendo, no puedo ir a la playa, y aunque pudiera, tendría que ir con precaución por ‘si aca’. Hoy quiero volver a reivindicar el derecho que tenemos los canes de tener rincón en alguna playa, al igual que lo tienen los ‘desnuditos’, los jugadores de palas, las zonas acotadas para niños, los señores gordos, los que comen pipas, los que venden ‘coca colas’, toman la tensión o dan masajes… Todos, menos nosotros. Ya el verano pasado hicimos un llamamiento para que millones de firmas convencieran a las ‘desautoridades’  de nuestro derecho a bañarnos en alguna playa. El resultado fue de escándalo, interprétenlo como les plazca: ¡obtuvimos TRES adhesiones! Un éxito.

Hoy hemos enviados mensajes a todos los ‘Indignados’ a ver si lo incluyen en sus ‘indignaciones’ y sea tema prioritario en alguno de los foros del ágora. El eslogan lo he inventado yo después de un sesudo estudio de la semántica, la prosodia y la hermenéutica: “PLAYA PARA PERROS ¡YA!” ¿No les parece claro y contundente?

De paso, y para su solaz, diversión o sosiego les recuerdo esta campaña iniciada ya en Hungría que saben un huevo de perros: “A kutyák is szeretik a strandot” “A los perros les gusta la playa”. (Otro huevo me ha costado la traducción, que se las trae). Vean o revean con qué maña, con qué eficacia, con que cortesía perruna, estos canes húngaros preparan una playa para ‘perros y perras’, a ver si así haciendo ‘visibles’ a ambos géneros doña Pajín nos echa una mano.


Y si por azar, después de tanto ajetreo, les hubiera salpicado alguna gota de agua o grano de arena en sus ordenadores, he pensado en regalarles un Limpia Pantallas. Estoy en todo.

Gracias por su colaboración y feliz día de San Cucufate “mártir en el Castrum Octavianum (hoy Sant Cugat del Vallès) en el 304”

martes, julio 26

DSK/Diallo

EL PEZ GRANDE Y EL PEZ CHICO
By DOUCE

Portada del Newsweek. AFP difuminado
Siempre me pasa igual y yo me avergüenzo. Una vez más he cedido a un chantaje del Náufrago: me vende una entrada por un paseo. Cuando él no quiere mojarse me encarga a mí que dé la cara y yo como becaria me vendo. Lo que voy contar es también una especie de chalaneo, el Dinero y el Poder peleándose con el que está debajo.

Según el Náufrago, la historia DSK  versus Diallo (ahora ya sabemos el nombre de la de ‘abajo’) siempre le olió que de una manera u otra, la ballena o el ‘va lleno’ acabaría comiéndose al pececito guineano, de quien ahora quieren hacer un pez peligroso. Conocíamos en parte la historia del Pez grande, sus devaneos con otros pececitos  más o menos importantes contados por docenas.Copio: “14 unnamed females who were friends of Thierry Anderson, a talk show host. He says, "Everyone knew about it. I have 14 women pals who have told me: “He tried to jump me.” Ex maridos, directores de Banco que leyendo el correo de su ex esposa había dicho, cuchillo en mano,  al enterarse del affaire DSK en una emisora de radio argentina: "El director gerente del FMI viene con una reputación en este asunto altamente cargado de acoso sexual en Francia”.La lista es larga

Pero dejemos el curriculum del Pez Grande. Los defensores, que se supone no son lerdos, han escudriñado el currículo del pez chico. Si ha habido que volar hasta  Guinea Conakry allí han acudido. Para escarbar y recoger toda la basura necesaria para anular al pez chico. Su familia vive en Tchakulé, un poblado con un paisaje de montes verdes repletos de mangos y bananas, en una casa de ladrillo sin luz ni electricidad y donde su hermano mayor Mamadou se desmorona: “Nadie me dice nada y lo poco que sé me está matando por dentro», no puede creer lo que los buitres del poder estén hozando en el lodo de las charcas del poblado para sacar todas las violaciones y trapicheos posibles. Mamoudou considera «imposible» que un miembro de su familia haya recibido dinero de narcotraficantes… Y así se crea esta historia.

Ni el Náufrago, ni yo, perrita, sabemos cómo se fabrican las mentiras, es un arte que a veces se les antojaría dominar. Poder crear una ‘bola’ grande, grandísima. Quizá haya algunos ‘matices’ en las versiones, pero el Náufrago y yo pensamos desde el principio que era mucho el Poder para que el Pez Grande no acabara destrozando al pez chico. Esta es la ‘justicia’ de los humanos. Al señor Fiscal no le ha gustado que el pez chico haya hablado, lo tenía ya casi hecho.  Diallo ha salido a la luz para repetir lo ya dicho, con las lágrimas correspondientes y todo lo que sea necesario para no perder una batalla que sería injusto que  perdiera, a nuestro sentir. Un tiburón no tiene derecho a irse de rositas por su dinero bonito y su poder. Comparemos los currícula. Que cada cual piense lo que su interior le diga, dé su veredicto o siga preguntándose… (Piensen)

lunes, julio 25

Videos para creer

RUBALCABA EXPLICA

Nunca he dejado de hacer frente a los retos. Nunca.A.P.
Querámoslo o no, la política como la venta de productos de consumo está en manos de la publicidad y en la ‘eficacia’ de los equipos de comunicación de los partidos. No estamos en tiempos de reflexión y razonamiento, el mensaje no está dirigido a la razón, sino a la emoción, nos alimentamos de imágenes no de razonamientos. Román Gubern catedrático de Comunicación Audiovisual lo dice bien claro: “A diferencia del discurso oral, que toma su tiempo, la imagen es una forma de taquigrafía sensitiva que se dirige a la esfera emocional”. Hoy, nuestros jóvenes y los menos jóvenes han aprendido y siguen informándose a través de imágenes. Vivimos en un mundo acelerado, donde no tenemos tiempo, ni ganas, ni hábito de pararnos a reflexionar, donde impera la imagen y los slogans.

El video de Rubalcaba, o el de su equipo, ha sabido tocar esa fibra de la emotividad. Su largo discurso del 9 de julio, está perfecta, ‘artísticamente’, reducido a dos minutos de frases, miradas, aplausos, gestos, música y lenguaje visual.

El video empieza con una serie de planos, de caras, de miradas, de expectación, les acompaña una música cinematográfica, un “yo estuve allí” superpuesto, la salida del coche del protagonista y una voz en off decidida: - «Nunca he dejado de hacer frente a los retos. Nunca me he arrugado ante ningún problema. Nunca»

El resto está hecho de una antología del ‘florido pensil’ de frases ‘escogidas’, como jaculatorias para los fieles, o notas en un cuaderno de adolescente que se inicia en la poesía
-“No podemos prometer aquello que no podemos cumplir” (aplausos)
- "Nada está escrito, ni decidido de antemano" (aplausos)
-“Tenemos que ser ambiciosos en nuestras aspiraciones y realistas en nuestras propuestas” (aplausos)
- “Si no vives como piensas, acabas pensando como vives” (aplausos)
El tono, los gestos, la decisión han llegado a la zona emotiva… Y para terminar, la arenga a los fieles: «A la tarea. A hacerlo. Hagamos que suceda».

¡Qué poco nos cuestan las palabras! ¡Qué difícil hacerlo realidad! La política es una emoción. (Eso no forma parte del discurso) Rubalcaba escucha, Rubalcaba explica, ¿Rubalcaba hizo?

El héroe de la Isla de Utoya

HÉROES Y ASESINOS
Marcel Gleffe cerca de la isla de Otoya
Es una pena que en este mundo de la 'noticia' y la sensación se lleven muchas más páginas los asesinos que los pequeños o grandes héroes. Hoy el fanático de Oslo y Utoya cubre páginas y páginas, antecedentes, escritos, actuaciones en los medios. Toda su triste vida  recogida en unas pocas horas.

Los valientes, los hombres que expusieron la vida para salvar decenas de posibles víctimas ocupan la página final en los periódicos o perdidos entre las 'otras' noticias. Quizá sea así la visión de estos acontecimientos. Los 'ángeles exterminadores', sus 'hazañas' son, al parecer, objeto de todas las investigaciones. Los valientes están contentos con su trabajo y no piden más.

Pero no es el momento de hacer esas observaciones. Es el momento de dar a conocer los que calladamente cogieron un barco al ver con unos prismático que al otro extremo de la orilla un hombre  estaba disparando a personas, incluso a aquellos que se habían lanzado al agua para intentar escapar. 'Marcel Gleffe, alemán, trabajador de la construcción en Noruega pasaba una temporada de verano cerca de la isla de Utoya para dedicarse a su 'hobby', la pesca del salmón. El 22 de julio de 2011,se convierte en un héroe al rescatar del agua a cerca de 20 jóvenes, que eran perseguidos por Anders Breivik.'

He aquí su historia

domingo, julio 24

Sensaciones vs. Razones

EN LOS CARTELES HAN PUESTO NOMBRES

Ayer, Douce, preguntó al Náufrago, a modo de reto, por qué no había explicado el porqué de las imágenes que había escogido para su presentación sobre la Semana Grande de la ciudad. Cuando un perro hace esa pregunta tiene alguna razón, o mejor dicho, una sensación. Este blog es una mezcla extraña. No se sabe si quien lleva las riendas es un perro que habla, un Náufrago que conversa con una perra, o es una excusa para que perro y Náufrago hablen de sí mismos. Quizá sea una extraña mezcla de todo eso. ¿Es diálogo, es monólogo, es un sueño, una realidad, o un revoltijo que ni ellos entienden bien?

Y ya que me has puesto adrede en este aprieto, Douce, te voy a decir una parte de lo que siento. Si me paré ayer ante los músicos que tocaban el violín y el violoncello, es porque le atrajo aquella música. Me detuvieron ellos y ella repartiendo sensaciones sin ponerle precio, ‘por de gratis’. Aunque en aquella funda de violín aparecieran billetes, no sólo monedas. Si ‘perseguí a la monja vestido de blanco no fue porque llevara en la mano una bolsa de “Geox”, ni porque fuera sola, cuando sus reglas deben recomendarlas que vayan en pareja. Si te digo la verdad, no lo sé a ciencia cierta. Quizá porque cada vez son ‘pájaros’ más raros. Como ves a menudo no me dejo llevar de razones, sino por sensaciones. Algo más claro me resultaba la charla de jubilados. Los sentía más próximos y casi podría adivinar que no estaban hablando del presente, sino del pasado o comparando uno y otro.

Viene ahora lo que más perplejidades me produce. En realidad es la que más miradas me atrajo, aunque hayan salido sólo dos ‘celdas’. Se trataba como has visto de una “Feria Sangrienta”, un cartel con ‘Tauromaquia abolición’ y un grupo de personas, las manos teñidas de sangre, la boca sellada con una banda negra y una señora que se paseaba por delante del grupo, altavoz en una mano y unas cuantas hojas que iba deshojando a modo de pregón, sermón, mitin, admonición o quizá información y reclamo. Prefiero que cada cual lo sienta desde su armario interior.

Respeto a estas personas. Quizá si nos limitamos a la ‘razón pura’ no se puede objetarle nada, sino acaso, esa seguridad de TODA la razón por razonable que parezca. En ese ruedo, no va a haber lidia porque no hay voluntad de ello, ni en ruedo, ni en ágora, ni en púlpito. Desde esta isla hablamos, pura y simplemente, de lo que ocurre en una Plaza de toros, con normas, ceremonias, arte, sí, arte, lucha frente a frente – sí, ya sé que desigual – pero con el riesgo de inmolar la vida ante un compañero de combate. Y digo ‘compañero’, porque no se enfrentan con odio, ni siquiera con ánimo de hacer daño. El ‘vencedor’ es el primero en lamentar el resultado. Creo que ningún torero, por malo que sea, odie al toro y si pudiera le absolvería.

¿Explicación ‘razonable’? Ninguna, no dispongo de ella. Sinceramente no aborrezco las corridas de toro. Sí me siento mal en esas ‘fiestas populares’, donde ‘juegan’, se burlan del animal. Les agarran, les lancean, les ponen fuego en los cuernos, dejan que caigan al agua, mientras lo celebran. ¿Que es algo parecido, no en mi sensación? Pero estoy tratando de razonar habiendo dicho que se trata de una pura sensación personal. Quizá precisamente por haber convivido con ellos, porque de pequeño mi padre me llevaba a la plaza y no lo veía como un crimen sino un no sé qué, que desmenuzar no puedo. Tampoco soy un ‘aficionado’ de los que van a los toros. Quizá haga más de treinta años que no asisto a una corrida y hay cosas de aficionados que no lo son, que no me gustan.

 
Sin embargo esta mañana a la hora de ducharme, procuré enseñarle el camino de la huída a una araña que había entrado en el cuarto, o me enternece un gorrión que agita sus alas de rama en rama, o siento cuando una perra me mira con una luz de pena. ¿Contradicciones? TODAS. Pero no me pregunten por qué siento así. ¿Alguien puede razonar de verdad los sentimientos? Lo he ‘pensado’, muchas veces, puedo escuchar lo que me digan, a ser posible sin el sello de los dogmas. Esto último lo detesto y me hace más incrédulo.

sábado, julio 23

Semana Grande

SANTANDER 2011

LA BECARIA  RECLAMA EXPLICACIONES

 
Supongo que el Náufrago de esta isla hará algún comentario sobre esas imágenes que ha dejado ahí abajo. Más que nada por si se digna explicar por qué ha hecho esa selección de imágenes y de paso añadir que yo también he tenido vela en ese entierro, o banderola en esa fiesta. Podía decir que me he portado bien mientras él se paraba cada dos por tres para tomar una ‘placa’ y yo no podía detenerme a oler los mil perfumes que se esconden entre la hierba de los parterres o simplemente a saludar a los amigos. Si salimos de paseo es para que uno y otro cedamos un poco de acuerdo a nuestros gustos o disgustos. Si yo me paro para que él pueda oír a los músicos, o se tome un pincho, es justo que yo pueda detenerme a regar los jardines u oler las huellas que han dejado mis amigos.

Espero que lo tenga en cuenta y me explique por qué esta Semana Grande se vuelve tan chica para los perros. Señor, Alcalde, que nosotros también somos ‘ciudadanos’ que para eso estamos empadronados y nos meten el DNI debajo de la piel.
¡Que siga la Fiesta!

viernes, julio 22

La dificultad de ser perro

DEDICADO A DOUCE
No alarmarse. Lo que se ve es 'betadine'. No me duele
Pues verás, Douce, creo que estoy en deuda, o deudas, contigo. Anoche, cogí un libro de la estantería más cercana mientras me visitaba Morfeo. Es un libro ameno y bellísimo que leí hace ya algún tiempo, de esos que se leen de un tirón y te refrescan por dentro. El libro se titula “La dificultad de ser perro” aunque prefiero su original en francés: “Les larmes d’Ulysse”. Será inútil decir que su autor, Roger Grenier periodista, novelista, ensayista, editor, es un amante de los perros y en sus ‘Larmes’ une perros y literatura desde Argo, el perro que esperó a su amo en condiciones menos confortables que Penélope, yacente en un cerro de estiércol hasta Taï-Taï, la perra tibetana de Raymond Queneau que rechazó ir a recoger un premio porque el animal acababa de morir.

Give a dog a ride. Hulton Getty
Por sus cuarenta capítulos, breves, pasea el amor por los perros de Virginia Woolf, Rilke, Turguéniev, Stendhal, el autor del libro y su perro Ulises o lo que han dicho Chéjov, Kafka, Schopenhauer, y tantos otros por este humano animal. Aunque lo de humano no sé si es el mejor adjetivo que os defina. En su capítulo “Los desclasados”, Baudelaire ‘invoca a la musa familiar, ciudadana, la viva, para que le ayudase a cantar a los buenos perros, los perros embarrados, los que todos apartan, como apestados y piojosos… ¡Llévame contigo, y de nuestras dos miserias haremos tal vez una especie de felicidad! También vosotros sabéis acercaros con más fidelidad a los desclasados de la vida.

Pero el párrafo que más me impresionó anoche cuando tú me mirabas, fue el del capítulo “La dificultad de ser perro” que es el título escogido como titular de la traducción española. En él, hablaba el dramaturgo y ensayista belga Maurice Maeterlinck:
“En todas las formas de vida que nos rodean, ni una, salvo el perro, se alía con nosotros. Es el único ser vivo que ha encontrado y reconoce a un dios indudable, tangible, irrecusable y definitivo. Sabe a quién consagrar lo mejor de sí mismo. Sabe entregarse más allá de sí mismo. No tiene que buscar un Poder perfecto, superior e infinito en las tinieblas, las mentiras sucesivas, las hipótesis y los sueños”.
Ahora que has sentido el miedo y has vuelto a ser tú misma es hora de decirte que nos necesitamos, aunque algunos se sonrían compasivamente

jueves, julio 21

El perro y el tiburón

 DOUCE, LOS PERROS Y EL TIBURÓN

Como perrita me van a permitir que saque pecho o lo que haya que sacar, para contarles una historia que tiene boquiabiertos  a casi  dos millones de 'mirones'  en Internet, entre ellos el Náufrago que me lo ha enseñado con un: "¡mira esto, Douce!" Yo me he hecho la 'longui' y no le he dicho nada porque quiero que la gente aplauda a mis amigos y yo me sienta orgullosa de que un congénere haga que el temible tiburón tome las de Villadiego. Vamos a hacer un contrato. Ustedes miran bien estas imagenes: verán a dos perros nadando y pasándolo bien por mares del sur y en pleno baño se acerca un tiburón. Uno de los "perros de guardia personal" se sumerge a su vez y no sabemos qué le hace pero el escualo se las pira. Mi amigo reaparece tan campante y comenta con su amigo su 'proeza'. Perdonen que le haya contado primero la película, pero es que quiero que lo vean primero y luego lo comentemos ustedes y yo. ¿De acuerdo? Vale


Lo han visto ¿verdad? Bueno, yo me he informado y lo que debe haber pasado de verdad es que en esa zona de Australia donde tiene lugar la historia, los índígenas han acostumbrado a perros y tiburones a compartir esas aguas sin que haya entre ellos problemas. En el vídeo el señor que nos lo cuenta entusiasmado, no nos muestra escenas anteriores  en la que seguramente hubiéramos visto como perros y tiburones comparten amistosamente el territorio. Si el tiburón se ha acercado a la costa es para zamparse a la foca muerta en la playa y los tiburones según la educación indígena normalmente no atacan a los perros. Los humanos, entre los que se encuentra mi papá, no entienden de perros y tiburones ni papa. Russell Hood-Pen, el encargado de grabar y de subir el video a YouTube, presencia la escena y comenta: “El perro está mordiendo al tiburón. Esto es increíble”. Él también se apunta a la gesta y así  se hace famoso de paso. ¿Seguro 'vió' que lo 'mordía' o fue un juego de perro y tiburón? Piensen lo que les apetezca que yo también me estoy tirando un pegote...

De todas formas, a los demás no les contaré el secreto y les diré "¡Miren qué valientes son mis amigos! Así, de paso, me incluyo. Eso hace a veces  el Náufrago: presumir de lo que no le corresponde, pero yo sí,  que soy muy valiente. El otro día por enfrentarme a mi prima Dandy que es también 'Labradora' salí con un mordisco en mi coco. Todo por disputarnos una pelota mal lanzada por un imprudente cuyo nombre no cito. Lo he pasado mal, pero ya estoy bien y han desaparecido los efectos del  susto.

La elocuencia del Silencio

"RUIDO, MUCHO RUIDO…DEMASIADO RUIDO".
J. SABINA
Die grosse stille
Vivimos en un mundo ruidoso. No se trata de ruidos de aviones, de sirenas, de bares, de trenes, de mercados, de tormentas, en todo caso de esas tormentas que hacen zigzag en el cielo. Tampoco hablamos de los ruidos de Sabina: “ruido de tenazas, ruido de estaciones, ruido de amenazas, ruido de escorpiones. Tanto, tanto ruido...” Pero se acercan un poco. Son ruidos de sastres y de trajes, ruido de silencios, ruido de confesiones a destiempo, ruido de vergüenzas y regocijos, ruido de faisanes y despidos, ruido de dineros, ruido de ‘banca rota’, ruido de miedos para que no haya gritos… Esos son los ‘ruidos' que pregonan los altavoces de los medios, para que no nos escuchemos por dentro y verternos hacia el exterior ‘fabricado’ ad hoc.

¿Qué pretenden con tanto ruido? ¿Que el miedo, el hartazgo, la saturación nos tengan encogidos para seguir manipulando? Ayer en los medios no se hablaba de otra cosa: de trajes, de dinero, de despidos, de corbatas, de humillaciones, de murdochs, corrupciones e insultos… 

El Náufrago, ayer, sólo encontró un poco de paz y sosiego en un “Gran silencio”. No se trataba de la película, pero sonaba igual. El único ‘tiempo recobrado’ lo encontró en un texto que no hablaba de ‘molt deshonorables’, ni de despidos o llamadas de aviso. Hablaba de la elocuencia del Silencio, de maitines, de ‘ora et labora’, de 'luces en la ventana y de matices de la piel de la manzana…' Y a eso piensa dedicarse hoy. A taparse los oídos de todo lo que sólo nos habla de revancha, de regocijo de la percha de los trajes tratando de ocultar todas las demás ‘guardarropías’.

Silencio interior: La capacidad de sentir deteniendo el pensamiento, la capacidad de observar sin perturbar, la capacidad de escuchar sin interrumpir. La posibilidad de vivir en medio del ruido.
View more documents from Douce
___________________
Otras referencias:

miércoles, julio 20

Ser o no SER

RUBALCABA TIENE ‘PRISA’

Pues de eso se trata hoy, de ser o no ser de la SER. Servidor por razones varias que ya ha expresado el Náufrago en esta bitácora - tampoco tiene importancia - de un tiempo a acá no frecuenta las tertulias ni de radios ni de televisiones Le aburrían muchísimo y la verdad es que no se aclaraba cuando las escuchaba. Era, es y lo sigue siendo, tan ingenuo, que pensaba que decían lo que sentían no lo que 'agradaban' a la empresa y sus ‘compromisos’.

 Entre todos le 'murieron'... y sólo él la 'espichó'

Hacía muuucho tiempo que no oía a Carlos Carnicero, ese hombrachón aparentemente tranquilo, acorde con la enormidad de su cuerpo. Hoy, leyendo la prensa, supo que dicen que decían que le había dicho su jefe, un tal Antonio Hernández-Rodicio, en una Cafetería de la Gran Vía que le agradecían sus servicios y que le enviaría la ‘dolorosa’. Tomó un sorbo de agua de Solares y tranquilamente le preguntó:

-“¿Después de 17 años, me echáis porque vais a hacer una renovación?” y preguntó si eso formaba parte de la nueva campaña de ‘Alfredo’.

Y la respuesta más estúpida

-“¿Cómo puedes pensar eso?”  -¡A quién se le ocurre!- No le echaban, simplemente no contaban con él que es muy distinto ¿O no?

Dos horas más tarde Alfredo P. le llama a la Gran Pulpería, donde departía charla y comida: ‘Carlos, el director de informativos de la Ser me ha hablado de tu despido, a mi que me registren. Ya tengo bastante con lo mío. Condolencias, cuenta conmigo bla, bla, bla…’

Llamada posterior a Rodicio para indicarle que no entendía que un director de informativos dependiera de Alfredo P. Balbuceos… y despedidas cobardes

Tarde noche. Suena de nuevo el teléfono de Rubalcaba:
- ‘Carlos, de lo nuestro de este mediodía, ni mú…’

Y es que, hay muchas cosas que hacer cuando todo anda manga por hombro y Alfredo tiene ‘prisa’. Y Carnicero ha quedado hecho una: ¡sal-chicha!. Pero no se ha callado.


martes, julio 19

De la memoria y otras ‘MEMORIAS

¡DESMEMORIADOS!

Hoy, hallándose el Náufrago ‘En el país de las últimas cosas’,  se encontró con una de esas experiencias que suelen hacer los científicos USA en los ratos libres. En este caso, se trata de tres psicólogos de las universidades estadounidenses de Harvard, Columbia y Wisconsin-Madison, que midieron la capacidad de recordar de un grupo de voluntarios. La conclusión a la que llegaron, tras una serie de trabajos fue que cuando una persona sabe que puede recuperar una información con solo un clic, no se molesta en recordarla. Eso lo llaman el efecto Google, o sea que lo que vamos a encontrar en una máquina por qué vamos a cargar el 'disco duro' de nuestra mente. Lo que ocurre es que a lo mejor si no hacemos funcionar a nuestro ‘disco duro’, lo mismo se nos atrofia. Pregúnteselo a la 'generación twitter' y aledaños

La dueña de ‘En el país de las últimas cosas’ recuerda cómo funcionaba la cosa cuando no teníamos estos chismes: 
“Fuimos unos niños afortunados los que aún teníamos como principal recurso para hacer los trabajos del colegio las bibliotecas caseras, las consultas continuas en las bibliotecas públicas, los padres como fuente de conocimientos, los abuelos...los diccionarios que se pueden tocar…” ¿Claro, no?
El Náufrago que pertenece a generaciones anteriores a esos niños a los que ella se refiere, apostillaba (aquí se cita a sí mismo y para no olvidarse lo tiene guardado en su memoria RAM: Raramente Acierta a Memorizar) He aquí lo almacenado:
“Yo prefiero la otra ‘memoria’ esa pequeñita y grande a la vez, de recolectar información sin máquinas o con ellas. Por cierto ‘me acuerdo’ que a nuestros doce años, en el segundo curso del viejo bachillerato del Náufrago, el hermano Dámaso nos hacía memorizar la lista de los verbos irregulares del latín y aún puedo recitarlos de memoria: “capio, is, capere, cepi, captum” y eso me ha enseñado a ‘coger’, ‘tomar’, ‘captar’ muchas cosas: Capisce bambino? que dicen los italianos. O aquel otro verbo que estaba al final de la lista: “Torreo, is, torrere, torrui, tostum”: ‘secar’, ‘cocer’, ‘asar’, ‘tostar’ y así entiendo lo que es el café ‘torre-facto’, no lo pienso cuando me tomo una tostada o pido una ‘tosta’ en un bar de Salamanca y pongo cara larga cuando alguien me da un ‘tostón’.
*** 
NOTA:
(Y pensar que ahora recuerdo cosas que aprendí hace tropecientos años y me olvido de lo que leí ayer…Será que el ‘disco duro’ de una mente gastada ya no almacena más o se está desgastando. No les digo nada si nos metemos en la “Memoria Histórica”, ese hermoso pleonasmo. Si se habla de historia es lógico que se necesite la memoria. El quid está en qué es lo que hemos ‘memorizado’, sobre todo si no lo hemos vivido y nos lo han contado los ‘abuelos’. Pero eso es otra ‘Memoria’ y otra ‘Historia’... Por cierto, de la que estoy hasta los huevos)

lunes, julio 18

Llanto por Federico García Lorca

LOS OTROS LLANTOS

Cada 18 de julio, San Federico, la familia García Lorca abría las puertas de la Huerta de San Vicente para celebrar el santo del padre y de su hijo mayor. Pero aquel 18 de julio de 1936 la familia no estaba para fiestas. La noche anterior habían llegado noticias de rebelión del ejército de Marruecos. La noticia había llegado hasta los habitantes de la Huerta. Hacía cinco días Federico se había despedido de sus amigos en la estación de Atocha para pasar el verano en Granada. En Madrid no estaba tranquilo y sonaba tambores de muertes. Antes de coger el tren que le llevaría a su tierra había dejado a su amigo Rafael Martínez Nadal un paquete con estas palabras: “Toma. Guárdame esto. Si me pasara algo lo destruyes todo. Si no, ya me lo darás cuando nos veamos”. La sombra de la muerte le rondaba. Otra tarde, durante la siesta, había tenido sueños. “Se veía tumbado en el suelo, rodeado de mujeres enlutadas que enarbolaban sendos crucifijos, también negros, con los cuales le amenazaban”

Pero hoy el Náufrago, no quería referirse a su muerte, que tendría luga un mes más tarde. Hoy quería hablar del manuscrito que en agosto del año anterior había regalado a su amigo José María de Cossío en el Palacio de la Magdalena, quizá en alguna representación de su Barraca en la Universidad de Verano de la Magdalena. En su dedicatoria del original del “Llanto de Ignacio Sánchez Mejías” decía: “A mi queridísimo José María: Esta es la verdadera y única dedicatoria que le hago, en el recuerdo y el amor de nuestro Ignacio”.

El Náufrago ha querido dedicar en este día tan señalado el autógrafo del “Llanto” a todos los muertos en esa guerra incivil que se diría no ha terminado del todo. 

domingo, julio 17

Con su venia,

DON ANTONIO MINGOTE
Ampliar dibujo
«Si como usted dice no era apto para pelmazos ni bienpensantes hace cincuenta años tampoco lo es ahora. Es un humor anticursi y contra la intransigencia, contra la intolerancia. Por eso a mí me molesta el hecho de que algunos humoristas sean intransigentes e intolerantes. Cuando las ideas políticas de alguien se manifiestan de una manera violenta, ya pierden autoridad, valor, vigencia y no tienen ningún sentido. Y el humor no tiene por qué ser así. El humor tiene la obligación de ser imparcial y tolerante con el que no está de acuerdo con uno." A.M.

Los primeros ‘editoriales’, los primeros artículos de opinión que el Náufrago busca cuando abre un periódico después de la portada, son las viñetas de ‘humor’. En muy pocas líneas y unos cuantos ‘monigotes’ los humoristas gráficos expresan lo que a los esclavos de la pluma les cuesta centenares de palabras y a veces hay que deducir lo que no se dice, entre líneas.

Tengo la impresión, aunque no puedo asegurarlo porque no conozco bien distintos periódicos extranjeros, de que el equipo de viñetistas hispanos debe ser de los más vivos, más sueltos de línea, más creativos y más certeros a la hora de desnudar la realidad que vivimos. Se requiere una agudeza de visión, un escenario sencillo, unos personajes expresivos, un contenido claro y el arte de conjugar todos los elementos para expresar ‘zin acritú’, pero con un punto de mala leche, para lo que otros necesitan párrafos y párrafos y razonamientos más o menos digeribles. No hay como el humor agudo para desvelar las verdades directamente sin ofender.

ABC Domingo 17/07/2011. (Pinchar imagen)

Si hay un humorista que ha sobrevivido al paso de los años, los regímenes y demás avatares políticos, es el dibujante, escritor, periodista y académico de la Lengua Don Ángel Antonio Mingote Barrachina -alias ‘Mingote’- nacido en Sitges. Noventa y dos tacos en  sus lápices, sus plumines, sus novelas, sus obras de teatro, sus guiones de cine o televisión y aún sigue de actualidad su humor en los monigotes de Mingote.

En este mural se pueden ver algunos de los personajes del mundo ‘amable’ de Mingote.

POR EL HUMOR A LA REALIDAD

Padre Hemingway que estás en La Parra

EL 'PADRENUESTRO' DE SÁNCHEZ DRAGÓ

Hablar de Sánchez Dragó es poner a medio país en guardia. Unos le aprecian y otros, no sé a cuántos, pero a muchos, les produce urticaria. El Náufrago pertenece al grupo de los primeros a sabiendas que en su ‘egotismo’ –no confundir con egoísmo, porque es más bien generoso- hay una parte de exhibición personal. Como buen egotista sobreactúa, provoca y se regodea en lo que ofrece y se ofrece a sí mismo, entre otras razones porque en general tiene mucha vida que ofrecer a quienes les guste, aunque exagere.

Lo que hoy ha visto el Náufrago y le ha regalado una sonrisa,  es  ver al ‘vagamundo’ escritor arrodillado ante un busto de su admirado Hemingway – tal para cual – rezando un ‘Padrenuestro’ en una de sus religiones, que son varias:

 
- “Padre Hemingway, que estás en...” (una habitación del 'Hotel La Perla' de Pamplona, donde se hospedaba cuando iba a los Sanfermines) ‘perdónales porque no saben lo se pierden…’ Lo último lo ha añadido el Náufrago.
-----------------
Referencia: Por si alguno está interesado en el artículo:"Rojo sobre Blanco"

sábado, julio 16

De 'memorias' y otros olvidos

CINCO HISTORIAS PARA OTRA HISTORIA

Testigos históricos
Soy hijo de la guerra. No sé cuánto tiempo, cuántas generaciones deben aún pasar para olvidar los efectos de una guerra incivil. ¿Cuántas generaciones son suficientes para poder seguir discrepando sin escupírnoslo a la cara? No sé cuánto tiempo se necesitará para que la dichosa “Memoria Histórica”, sea una mano tendida, no una revancha incivil. ¿Hemos avanzado o hemos regresado a las dos historias? No quiero ser agorero pero a veces siento que hemos retrocedido. Sólo sé que cuando me lo pregunto y trato de entender cómo poder entendernos, o por lo menos discrepar sin insultarnos, y me entristezco:
  • Cómo voy a cantar si estoy triste
  • Cómo voy a reír si me duele el alma
  • Cómo voy a sentir la paz si siguen otras guerras
  • Cómo voy a tender la mano si  la rechazan
  • Cómo voy a cerrar los ojos si sigo viéndolo
  • Cómo voy a olvidar el fantasma si vuela su presencia
  • Cómo me voy a engañar si las verdades hablan
  • Cómo voy a hablar si no sabemos escucharnos
  • Cómo no voy a llorar, si me saltan las lágrimas
  • Cómo voy a decir que fue ayer, si lo veo hoy
  • Cómo voy a callar si el grito está a la puerta
  • Cómo voy a…, si vengo de… y volverá mañana.
Afortunadamente, ayer pude leer algo que se parece a una ‘memoria’ menos revanchista. Son cinco historias que invitan más al abrazo que a los puños. Cinco historias que sólo están reservadas para almas grandes: el alférez y el rector, los que daban lo que no tenían para sí mismos, los hermanos lejanos pero cerca, alpargatas entre el hielo, carcelero y prisionero más allá de las rejas.

Si les interesa pueden leer las historias. Van a pasar 75 años y parece que aún no son los suficientes para darnos sinceramente la mano. Ya no somos sólo dos, somos o no somos muchos más.
View more documents from

¡Menuda 'mona'!

BOTELLÓN EN LA SELVA

¡Menuda mona, me he cogido... ¡hip!!
Hoy prefiero poner al mal tiempo, buena cara. Resulta que me han enviado unas imágenes desde la selva que nosotras  a los que llaman 'domésticas' no conocemos. Algunas veces siento ganas de dejar el 'domus' e irme por allí, a la selva, aunque sólo sea por un fin de semana. Quizá ellos, los llamados salvajes, pasen por otros  trances, tengan que apañárselas como pueden, pero son...LIBRES y no sé qué es mejor si la LIBERTAD o la relativa SEGURIDAD. Pero he dicho que hoy iba a divertirme y olvidar estas filosofías que le van mejor al Náufrago.

Cuando veía a mis amigos los 'salvajes', pasándoselo pipa, sentí ganas de formar parte de la farra. Soy demasiado modosita, demasiado doméstica y nunca he tirado una cana al aire y ya va siendo hora. Pero no les digo nada, aunque lo digan en francés  se entiende lo del "Botellón en la Selva". Vean